Diario de Ruta@s de MJCamina

 

  Creative Commons License


Aquí mantenemos un orden cronológico de las actividades durante la temporada 2011-2012, para nosotros la temporada comienza después de la festividad de la Santina (08/09/2011).


ĄVamos a por la actual!


 

(Día de la Santina en familia)

Setiembre

Llega el día de la Santina, ye decir, Nuestra Señora de Covadonga, patrona de Asturias, y nos preparamos pa facer nuestra habitual ruta familiar y celebrar todos los que podamos juntos esti día. Así que para esta vez hemos elegido partir desde la playa de San Antolín hacía la playa de Cuevas del Mar y al ser posible aprovechar los caminos de pescadores, pues la pista (hoy en día mal llamada) de la Senda Costera, esta invadida por los coches.

(Partimos de San Antolin)

Salimos de la playa de San Antolín, creemos que con un día excesivamente buenu ya que el sol ya empieza a calentar en lo alto y todavía son las once de la mañana, esperamos que al dir a la orilla del mar tengamos algo de brisa de nuestru queridu mar Cantábricu, aunque hoy reina la calma chicha y aunque la marea está alta nun apenes oles.

(El caminin ta casi tomau por les árgomes)

En un principiu paez que podemos pasar bien, pero de repente los peques nos dicen: ¡camín cerrau por árgomes, o nos pinchamos o damos la vuelta!, ellos como nun quieren volver atrás comienzan a pasar y nos vuelver a decir: ¡si los pequeños pasamos los mayores tamién!, así que arreaos por los más pequeños para allá quqe nos vamos detrás de ellos, no sin recibir grandes pinchazos, pero tomandonos la cosa con alegría, hoy venimos a disfrutar.

(Playa masificada de Gulpiyuri)

Llegamos a la guapa y hoy masificá playa de Gulpiyuri, aquí volvemos a recordar la primera vez que vinimos, ¡casi nun la encontramos!, hoy un poco más y los coches se meten en ella, pero.... Nosotros seguimos nuestru caminar en busca de nuestro siguiente objetivo, "La playa La Huelga".

(Cañón de La Huelga)

(Foto Familiar antes de llegar a la playa)

Antes de llegar a nuestro objetivo, nos desviamos para ver en famosu cañón de La Huelga, los más intrepidos bajan ppor les escaleres para ver desde abajo, luego realizamos la consabida foto familiar, ya que después nos toca disfrutar de un buen bañu en la playa de La Huelga. Vamos pensando que con la marcha que llevamos tal vez nun acabemos, pero lo importante ye pasalo bien.

(Ellos como siempre su partido)

El agua estaba magnifico, nos pegamos un buen bañu para quitar un poco el polvo del camino y el calor que llevabamos encima, ¡lo pasamos en grande!, estos nenos nuestros son ¡mundiales!. Ellos después se dedicaron a un buen partido en la playa mientras nosotros paseabamos y charrabamos un poco, después nos marchamos a buscar un buen sitiu donde dar cuenta de nuestru bocata y luego seguir nuestru caminar hacía la playa de Cuevas del Mar, pero siempre por los caminos de pescadores.

(Otra vez en marcha)

Llegamos hasta la no más famosa playa de San Antonio, el último reducto nudista, hoy invadido por los demás bañistas y también, casi, casi, por los coches. Aquí encontramos unes mozes que venien de los bufones, buscaban volver en redondo hacía ellos, pero como yo les dije: estais un poco alejadas, tenías que pasar por Villanueva de Pría, ahora tendreis que dar la vuelta, me lo agradecieron y fuimos un ratu charrando con elles. El calor seguía subiendo y por momentos se hacía insoportable. Llegamos a Cuevas del Mar, los peques se fueron al mar a jugar con su balón, los demás nos quedamos a la sombra a tomar algo, en esos momentos el termometro marcaba cerca de los 30ºC y ya yeren casi les cinco de la tarde.

(Cuevas del Mar, algo estropeada por el pedreru)

Después del merecido descanso, volvemos sobre nuestros pasos hacía Nueva de Llanes, donde tenemos un coche que irá con los conductores a recoger los otros a San Antolín, el calor sigue, pero nosotros ya hemos realizado y festejado a nuestra manera el día de la Santina, solo nos falta el final.

(Nueva está de fiestas)

Mientras los conductores se van a por los coches, Felipe se va a un concierdo de "Desakato", nosotros junto con Félix y los peques nos quedamos en Nueva tomando unes sidruques en espera de los conductores. Después como colofón del día pediriemos unos chorizinos a la sidra para acabar, ya de noche regresamos a casa satisfechos de nuestra reunión familiar y del día tan guapu que tuvimos pa celebrar el día de "NUESTRA SANTINA"


 

(¡Al fin Tresviso!)

Agosto

Después de mucho esperar y esperar, ¡al fin nos vamos a Tresviso!, para ello madrugamos un poco más que otres veces, el aparcamientu en la zona de Urdón ye pequeñu y enseguida se llena. Cuando llegamos al lugar quedaba poco sitiu, pero con todo y ello conseguimos aparcar y comenzar nuestra ruta, que parte desde Urdón, justo donde se encuentra la central eléctrica.

(Llegando a uno de los puentes que salva el ríu Urdón)

La mañana taba un poco fresca, pero en cuanto comenzamos a caminar, el jersey que en un principiu pedía nuestru cuerpo ya nun facía falta. Los primeros tramos son bastante livianos y vamos contemplando el ríu que tien sus agues cristalines, luego ya comenzariemos les primeres revueltes de esti famosu camín.

(Primeres revueltes

A estes primeres revueltes llegamos fai unos años, en una tarde que nos dio por investigar, pero como la noche se nos echaba encima dimos la vuelta, hoy una vez superades seguimos ruta en busca de les famoses revueltes del Balcón de Pilatos. En esta zona encontramos a una pareja a nuestra vuelta, pero les decimos que aún queda mucho, son cerca de las seis de la tarde, ellos sólo venían para un paseín y no venían preparado, optaron por descansar y dejarlo para otra ocasión.

(Mirando desde lo alto, el taju del Urdón)

En un pequeñu descanso antes de comenzar les mayores revueltes, contemplamos el taju que forma el ríu Urdón entre les montañes calizes y también buscamos el pasu que algunos utilizan por la canal del agua de la Central. Comentamos que esta zona en otoño tien que tar muy guapa, pues los bosques que vemos al otru lau de donde nos encontramos tienen que dejar un colorido otoñal espectacular.

(Pasarela de la Canal de Urdón)

Seguimos nuestru caminar, pues aunque llevamos un buen tramu, nos queda la parte que entre vueltes y revueltes nos dejara en la majada antes de llegar a tresviso, el caminar se fai un pocu incomodo por la cantidad de predera existente, pensamos en ¿cuánto tardaria el carteru que subia por aquí?, nun lo sabemos, pero creemos que bastante ya que hoy el camín ye más anchu que el original.

(Las famosas revueltas del Balcón de Pilatos)

Cuando llegamos a la majada el aire comienza a tirar y se torna más fríu, ya nos queda poco para llegar a Tresviso. La primera vez que estuvimos por esta zona, vinimos desde Sotres en coche, pues es por donde tienen el acceso rodado, pero como nun arreglen la carretera se quedaran sin él, pues tien unos baches del copón; luego después de comer nos atrevimos a venir hasta esta zona, pero como nuestro hijo yera pequeñu dimos la vuelta, hoy terminamos nuestro recorrido con una vueltina por el pueblu, tomando un café y comiendo nuestro bocata tranquilamente.

(Llegando a la majada, ¡ya queda poco!)

Después damos la vuelta por el mismo lugar, contemplando la zona por donde habíamos andado la semana pasada, el Macondiu hoy se dejaba ver de vez en cuando, pero cuando marchabamos se comenzo a tapar del todo.

Otra de nuestras excuersiones tanto dejadas para atrás en nuestra carpeta de pendientes, poco a poco va menguando. Un guapu paseo para contemplar la zona del ríu Urdón y comer y tomar un cafetín en el bar de Tresviso.

 


 

(El Samelar y el Sagrado Corazón)

Agosto

Ya que estamos en nuestra semana de relax en Llanes, hoy nos acercaremos a la vecina Cantabria, pero será subiendo desde Sotres al Jitu Escarandi, la carretera que parte hacía el lugar, ta fecha una llacería, pues además de dir controlando les curves como siempre, ahora hay que dir fijandonos mucho en la cantidad de baches que se van formando, más que una carretera paez una caleya, y eso que ye la carretera que va a Tresviso, pero ya casi llegando al Jitu, vemos que la carretera está en perfectas condiciones, ¿qué pasa, se enfadaron unos con otros? ¡ya tamos con localismos, la zona de Cantabria está arreglada y la de Asturias!!!!, ¡vaya, menos mal que ye el acceso por carretera a Tresviso que sino!.

(Comenzamos la subida con buenas vistas)

Llegamos al aparcamientu y ¡oh, hasta la bandera!, al final encontramos donde aparcar para comenzar nuestra ruta, cuando nos estamos preparando se acercan a saludarnos, nos quedamos un poco sorprendidos otro amigo de internet, esta vez era Nuberu, del grupo de Montaña Las Claras, charramos un ratu y después comenzamos a caminar por la pista que nos dejará en el Casetón de Andara, el sol calentaba ya de lo lindo.

(Llegando al Casetón de Andara)

Nos paramos a comer algo, hoy habíamos desayunado temprano y de pasu a beber un poco de agua, luego seguiremos nuestru caminar por detrás del Casetón, y pasando por el collau Macondiu pa descender un poco y coger la pista que nos llevará hasta la fuente que hay en les faldes del Samelar, creíamos que no tendría agua pero ¡oh, sorpresa!, tiene agua y muy fría por cierto, nos parace casi mentira, pues llevamos una buena seca esti verano tan estupendu que tamos teniendo, bebemos a gua fresquina, hay que reservar la nuestra y comenzamos a subir en dirección, al Samelar.

(Mirando al Macondiu, tovía lu tenemos pendiente)

En todo momento el Macondiu nos resguarda las espalda, ye otru que tenemos pendiente tamién de fai muchos años, pero... cualquier día caera, vemos que empieza a aparecer la niebla por detrás de él, esperemos que sirva de barrera y nos deje facer les cumbres que llevamos en mente. Nos vamos acordando de Angel, Lia y los nenos, el añu paseu anduvimos por esta zona, pero nos fuimos hasta la otra vera, si hubieramos venido hacía aquí habría hecho cumbre con la gorra.

(Cumbre del Samelar)

Llegamos a la cumbre del Samelar, no es difícil pero es largo el caminar, en la cumbre tira mucho aire, y vemos la niebla que viene de la mar cada vez se acumula más, entra y sale por detrás del Macondiu, pero nun llega hasta nosotros, sacamos unes fotuques aprisa y nos encaminamos hasta la vecina cumbre del San Carlos o Sagrado Corazón. Esta la hacemos más rápido de lo pensao pues el terreno es fácil y se camina sin problemas.

(La niebla en las cumbres vecinas)

Desde el Sagrado Corazón, contemplamos todo el valle de Liébana, en las Navidades pasadas lo contemplabamos al revés, ¡por fin ya hemos hecho estes cumbres!, -ya tuvieron que esperar pero ya están en nuestra bolsa particular. Volvemos a facer fotos y decidimos bajar a comer el bocata un poco más abajo, la niebla comienza a subirse en las cumbres vecinas y preferimos abandonar las nuestras, nuestro objetivu ya ta conseguiu.

(Cumbre del San Carlos o Sagrado Corazón)

Para bajar cogemos otru camín, pero nun merez la pena, comemos y seguimos ruta, esta vez por la pista que baja a Bejes, queriamos facer algo más pero al llegar a les faldes del Macondiu, entramos de lleno a la niebla, así que como camín seguru tiramos hacía el Casetón y ya bajamos todo el tramu con la niebla de compañera, al llegar al Jitu Escarandi orbayaba un poco.

Quedabamos nosotros y otros montañeros que llegaban detrás de nosotros de la Morra, nos cambiamos y nos vamos a Sotres a tomar algo, nosotros para despedir el día cenaremos en Arenas como ye nuestra constumbra cuando andamos por esta zona. ¡Un buen día!


(Al Cueto San Mateo)

Agosto

Seguimos con nuestres excursiones por la vecina León, y aunque hoy nos tocaría volver a encontrarnos con Ana y Nordine, por circunstacias de la vida hoy no nos pueden acompañar, así que, cambiamos la idea que teníamos y nos fuimos hasta Pola de Gordón para subir al Cueto San Mateo. El día nos sigue acompañando como pasa en todo este mes de Agosto, llegamos donde las piscinas y el camping y allí aparcamos nuestru coche, tomamos un cafetín mañaneru y comenzamos la ruta, por la pista que sale allí mismo.

(Desde el collau, mirando la subida)

Hasta el collau vamos muy bien, a la sombra de los robles, melojos, rebollos o carbayones que pueblan estí lugar así como al final de la pista el bosque de fayes (hayas), despues todo a la solana, los árboles desparecen como por encantamientu. Nos pasan otros senderistas a toda pastilla, nosotros desde el collau miramos la dirección a la famosa cueva de San Mateo, y hacía allí encaminamos nuestros pasos.

(Desde la Cueva San Mateo)

Cuando estamos llegando a la cueva, vemos que vienen otros senderistas, pero.. ¡anda si son los que nos pasaron!, nos cuentan que con las prisas no se dieron cuenta de la señalización y pasaron de largo y al ver que nosotros subiamos en buena dirección decidieron dar la vuelta, luego ya practicamente subimos juntos hasta la cumbre del Cueto San Mateo.

(Desde lo alto se ven las minas de Santa Lucia)

La subida no es difícil y vamos tranquilamente el sol calienta y hoy nun tira el aire, en lo alto las panorámicas son... a nuestros pies se deja ver la enorme mina de Santa Lucia, la mayor a cielo abierto que existe, nosotros la conociamos por la parte del Fayeu de Ciñera, pero, ¡uf, nun pensabamos que yera tan grande!, contemplamos el lugar y solo pensamos que: cuando ya no tengan nada que extraer, el terreno sea rehabilitado, que vemos que es lo que van faciendo.

(Cumbre del Cueto San Mateo, rodeados de avispas)

En la cumbre nuestros ocasionales compañeros, comparten unes cirueles con nosotros, ellos se dan la vuelta, se van a comer a la Pola, nosotros que portamos nuestro bocata seguiremos en la montaña. En les fotos de cumbre tenemos unos bichitos nada agradables, si en otres ocasiones son les formiges alones o les mosques, en esti verano tocan las temibles avispas o por lo menos para mí, así que faciendo equilibrios conseguimos que no nos piquen. Luegos bajaremos por la otra vertiente, donde comeremos y seguiremos ruta.

(Cumbre del alto el Viso, con el Cueto detrás)

Seguimos por la otra cumbrera y facemos el alto del Viso, seguimos en dirección a la zona de les antenes de tv, de la Pola y ya de nuevo por pista nos dirigimos al punto de partida, en esta bajada y cuando le taba sacando una foto a Félix, la temible avispa me da un picotazo en toda la pierna, el dolor es indescriptible y mi pierna comienza a hincharse sin perdón, me echo agua fresca y parece que alivia, pero no sirve de mucho el dolor y el hinchazón siguen aumentando, nos dirigimos lo más rápido posible al aparcamiento, preguntamos en el camping si hay médico en la Pola, nos dicen que sí y para allá que nos encaminamos, me atienden muy amablemente y como era poco un pinchazo, pues ¡toma otru de urbasón!, les doi les gracies y me recomiendan que mire a ver si soy alérgica.

A pesar de esti final de ruta, decir que, merece la pena recorrer la zona, el problema de los picotazos de avispes son imprevisibles, pero ¡uf, como duele!. Desde aquí vuelvo a reiterar les gracies a los servicios de emergencia de la Pola de Gordón.


 

(Subida a Peña Valdorria)

Agosto

Hoy de nuevo nos vamos a nuestra vecina Comunidad, pues hemos vuelto a quedar con Nordine y Ana, esta vez hemos pensado en subir a Peña Valdorria, son muchos años los que le echamos el ojo y Ana por su parte también tien ganes de facer esta cumbre, así que nos vamos hasta Brugos de Fenar y después de tomar un cafetín con Ana y Nordine en su casa de verano, nos vamos hasta el pueblo de Valdorria, allá en el valle del Curueño.

(La Peña, protege a su pueblo)

El día está muy guapu, aunque un ligero aire nos acompaña, ¡menos mal!, ya que sino pasariamos exceso de calor, esti mes de Agosto nos viene muy calurosu, tanto en nuestra Tierrina como en el resto. Comenzamos a caminar como siempre tranquilamente, vamos por un tramu de pista y charrando alegremente, todavía son muches coses que nos tenemos que contar, pero poco a poco vamos cubriendo la distancia que tenemos hasta llegar al collau, donde comenzaremos a recorrer la Peña.

(Hacía arriba vamos)

Comenzamos la subida, después de un pequeñu descanso en el collau, el día ye largu y nosotros nun tenemos prisa, aunque todavía nos queda mucho por andar. Encontramos el camín de subida pa dir cresteando toda la peña, aunque nosotros cogimos unu un poco más difícil pero nada que no se pueda salvar.

(Desde aquí, ya contemplamos las montañas de Ana)

Ana, nos va diciendo todes les montañes que va reconociendo a todo su alrededor, ella y Félix paez que se tan faciendo la competencia, mientras Nordine y yo miramos a lo lejos y vemos la inmensidad que tenemos a nuestra vista. Comenzamos el sube y baja, la zona esta llena de jous, así que tan pronto estamos en lo alto, como tenemos que descender a lo fondero para seguir nuestru camín,...

(¡Ya esta ahí, pero...!)

... pero de nuevo otru jou nos fai perder toda la cota que ya habíamos conseguido, justo cuando tenemos el Pico de Valdorria a la vista, ¡esto paez que se fai interminable!, así, que optamos por bajar ¡qué remediu! y comer tranquilamente nuestru bocata, el aire comienza a salir, algunes veces hasta ye bastante molesto. Después de que comemos y descansamos un ratiquín, nuestres piernes así lo pedían, de nuevo retomamos la marcha hasta nuestra cumbre deseada.

(Cumbre, en picu Valdorria)

Subimos la canal que nos conduce al picu Valdorria, estamos satisfechos de nuestra marcha, miramos hacía atrás todo lo recorrido, no parece que haya tantos jous, pero... Desde lo alto observamos les diferentes cumbres que ya hemos subido, y sobre todo la última en Montuerto, es decir, Pradollano. Hacemos recuentu y ya tenemos otres dos o tres para las vacaciones próximas, cuando Nordine y Ana vengan desde París, donde tienen su vida todo el añu.

(Ahora toca bajar, to....)

Decidimos bajar por el otru lau, un camín enjitau nos anima, pero ¡anda que cuesta, esto pa les rodilles fenomenal!, vamos bajando poco a poco, hasta llegar al final, es decir, a la carretera que sube al pueblo, lugo unos metros por la carretera y a dejar nuestres mochiles en el coche, nos vamos hasta el bar del pueblu a tomar algo fresquino, nuestru cuerpu nos lo pide. Después decidimos dir por Valdeteja en dirección a Coladilla, allí daremos fin a nuestra jornada montañera, alrededor de unas viandas de la zona.

Nos decimos adiós, ya que ellos se tienen que marchar para París y quedamos en volver a vernos, durante el año nos seguiremos comunicando. Dos rutas por la montaña leonesa con alguien que lo disfruta como nosotros, es decir, tranquila y pausadamente viendo cada rincón del lugar sin importar si llegamos o tenemos que dar la vuelta antes de tiempu, sólo pasear y disfrutar de la Naturaleza.

 


 

(Un paseo por el Cuitunegru)

Agosto

Esti añu, decidieron que una de les etapes de la Vuelta a España, acabará en el alto del puertu Payares, más exactamente en lo alto de la Estación de Esqui de Valgrande-Pajares, es decir, en el Cuitunegru, así que en una tarde sin mucho que facer de nuestro soleado agosto, nos encaminamos hasta el alto el puertu y desde el Brañillin, tomar la pista que será asfaltada para tal evento y subir tranquilamente hasta lo alto del Cuitinegru.

(Ya se ve que la pista está preparada para el asfalto)

El paseo hasta lo alto nun tien ningún problema, tranquilamente se sube sin perdida ninguna hasta lo alto del Cuitunegru, donde tenemos unes vistes impresionantes, vamos recordando la cantidad de veces que ya hemos subido y sobre todo una de les primeres, cuando el telesilla funcionaba por los veranos, hoy está completamente parado, ye una pena que nun aprovechen esta infraestructura como antes, ya que no todo el mundo puede venir en invierno y a mucha gente no le gusta la nieve, sería una manera de dar un vuelco al turismo.

(Hoy están echando la primera capa)

Esperamos que este asfaltado, sea solo para la vuelta y nun comienzen a subir los coches, ya que hay que están echando la primera capa, vemos como un todoterreno, sin pensarselo mucho y cuando ya los trabajadores marcharon, se encumbra en lo alto del Cuitunegru, ¿ya nun hay respeto por el trabajo de los demás?, el asfalto esta recién echado y según va pasando lo va levantando con sus enormes ruedones, ¡con lo fácil que ye subir andando!, me cogo un poco de cabreo pero como me dice Félix: -ya sabes nun merez la pena en esta vida hay de todo, -pero yo creo que hay que respetar les coses y más cuando al llegar a bajo vemos que hay una señal de prohibido el pasu.

(Imagen al atardecer, de la zona de las Ubiñas)

Subo hasta el final con mi cabreo, pero la imagen que me depara el alto, me lo quita ¡merece la pena subir hasta aqui sólo para ver estes imágenes!, la zona de las Ubiñas, nos sorprende con su atardecer, ¿cuántes veces habremos visto les Ubiñes?, creo que un montón y cada vez que les vemos siempre nos sorprenden. Facemos unes cuantes fotos y damos por terminado nuestro paseo por la zona, una o dos veces al añu siempre solemos dar un paseín por Payares y sobre todo subimos al alto de Cuitunegru, vemos unes cuantes posibilidades de facer más paseos por la zona.

(Alto del Cuitunegru)

En el alto, vemos imperterritos unos paneles de PR, llevan varios años y nos sorprenden que aún sigan en su sitiu, ya que otros en lugares menos intempestivos están tirados, rotos, escritos o simplemente estropeados, ¿será que los que llegan aquí arriba no les importa que esten?.

Vamos bajando y pensando que la Vuelta, volverá a dar impulso a la zona, o eso creemos. Desde aquí os animamos a dar un paseu por la zona, pero eso un paseo, andando sin el coche, éste se puede dejar en el aparcamientu de Brañillín.


 

(De Montuerto a Prado Llano)

Agosto

Aunque tamos en pleno Agosot y el calor aprieta, hoy hemos quedado con nuestra amiga Ana Rabanal y Nordine que vienen desde Paris a pasar sus vacaciones la pueblo que viera nacer a Ana, para ello quedamos en Brugos de Fenar, llevamos en nuestra mente alguna que otra ruta y algín mapa de la zona, pero al llegar Ana nos sorprende con otra subida, quiere ir a Montuero y desde allí subir por el valle a una picacha que fai tiempu que le llama la atención, ¡anda pues esa no la tenemos!, -bueno si quereis hacemos otra, -no, da lo mismo vamos para allá. Bueno todo esto después de saludarnos y tomar un cafetín.

(Comenzamos nuestro caminar por una comoda pista)

Llegamos a Montuerto y aunque el sol ya luce, todavía no calienta mucho una suave brisa nos acompaña, así que comenzamos a caminar charrando muy alegremente, ¡son tantes les coses que nos tenemos que contar!, no damos a bastu, pero como el comienzo de la ruta es leve, pues nos ayuda. Le comento a Ana, que claro ir sin mochila que va a correr más que yo, pero ella se disculpa diciendome que sólo tienen una, jajaja, ye lo que tien venir con cuatro coses.

(Cumbre de Prado Llano)

Llegamos donde se encuentra una majada, les vaques se encuentran a la sombra de una cuadra allí existente, están sesteando, nosotros comenzamos a subir ladera arriba, ahora el aire nos acompaña y nos fai más fácil la subida, en poco tiempu facemos una cumbre y después siguiendo el cordal llegamos a la cumbre principal es: Pradollano, estamos muy contentos, el aire nos despeina y nos invita a seguir caminando por les distintes cumbreres, aunque primero nos empapamos de les vistes que nos ofrece esta cumbre.

(Siguiendo la cumbrera)

Recorremos un poco y nos paramos a comer nuestro bocata, un pequeño descanso y ver la posibilidad de bajar por el otro lau, aunque primero recorremos la cumbrera antes de apearnos hacía el otru valle en busca de una pista que vemos, vamos bajando sin problemas, aunque casi al final nos encontramos con una zona de piornales que casi no nos dejan pasu, pero al fin lo conseguimos, recorremos la pista llegamos al río Curueño y nos damos un gratificante bañu en sus aguas cristalinas, luego nos vamos a ver la cascada de Nocedo que nos queda de pasu.

(En la cascada de Nocedo)

La cascada aunque algo menguá por la falta de lluvies, aún podemos sacar una guapa foto, después nos vamos hasta el merenderu de Montuerto, allí tienen muy bien montado un lugar para bañarse en el río, nosotros nos sentamos tranquilamente a tomar algo, un buen día con nuestros amigos.

Terminamos nuestra jornada cenando todos juntos, aquí incluimos a Luca y Sara los hijos de Ana y Nordine, nuestro hijo se había quedado en Asturies. Después otra visita a Angela Rabanal y después para casa, nos quedaba por delante una hora de viaje, aunque al llegar a Arbás del Puertu nos paramos a coger agua y a intentar sacar alguna foto a les estrelles, ¡ye lo que hay!, algunes veces los días dan para poco.

 


 

(Picu Ausente-Requexines y Sentiles)

Agosto

Aunque esta zona ya la recorrimos en varies ocasiones, hoy volvemos a ella con Manolo y Celso, fai un tiempu que se lo prometimos a Celso, pero como los estudios y la natación le ocupaban tiempu, tuvimos que esperar a les vacaciones de verano y en un guapu día de Agosto pa'lla que nos fuimos. Dejamos nuestru coche en el aparcamientu de la estación de esqui de San Isidro y empezamos a caminar por la pista que nos lleva al Lago Ausente.

(Celso llegando al Lago Ausente)

Parez que esti mes de Agosto, nos trae muy buenos días y por ahora todes les rutes que vamos faciendo nuestru amigu Lorenzo nos acompaña. Llegamos al lago lu bordeamos y empezamos a caminar en dirección al Picu Ausente, justo el que se encuentra encima, la cuestuca la vamos subiendo poco a poco, nos anima que sale el aire y asi podemos combatir un poco el calor del día, enseguida llegamos a la cumbre sacamos la foto y seguimos por la cumbrera en dirección al Requexines.

(El Ausente nos vigila en nuestra subida)

Observamos que los calores de los últimos días, parez que mengua un poco el agua del Lago, seguimos nuestra ruta y volvemos a facer cumbre, esta vez en el picu Requexines, desde lo alto nos llevamos una gran sorpresa ya que al mirar para la zona de las minas vemos que toda la zona está restaurada, en espera de que la lluvia faiga que brote la hierba, también observamos que la balsa se mantiene y fai otru lagu, ¿tal vez existia anteriormente?, miramos el mapa y vemos que toda esa zona era zona de lagunas. Tamos muy contentos pues les otres veces esa zona estaba muy estropeada, ¡muy bien, hay alguien que todavía piensa!.

(Cumbre del Requexines con el Ausente detrás)

Nos bajamos de la cumbre y comenzamos a patear la Sierra de Sentiles, donde decidimos comer nuestru bocata y descansar un poco, pues aunque el sol esta presente el suave viento reinante en la cumbrera nos lo fai más llevadero. Después seguimos cumbreando hasta llegar a la cumbre del picu Sentiles, nuestra intención ye llegar al Toneo, pero al más joven del grupo le comienza a doler la cabeza, así que nos subimos hasta el collau del Agujas y desde allí decidimos dar la vuelta, la montaña seguirá allí y no queremos que se Celso se nos ponga peor.

(Picu Sentiles, después de bajar de él)

Tomamos una de las pistas de la estación invernal del Circo Cebolledo, vamos bajando tranquilamente y tenemos un compañeru de caminata, un rebecu sale y cruza por delante de nosotros, después nos vigilaria desde lo alto sin apenas asustase, velu tan de cerca a Celso lu anima, pues le encanta ver animales cuando sale de ruta, al final dice: "Tiu, el día completu, ficimos tres cumbres y vimos rebecos, esto ye lo que me presta".

Llegamos al aparcamientu, nos cambiamos y retornamos a nuestres cases, no sin antes parar en Cuevas a coger a gua y a tomar una claruca en el Pino, allí al sol del atardecer poco a poco a Celso se le va pasando el dolor de cabeza, quedamos en que en otra ocasión conquistaremos de nuevo el Toneo.


(El Cuera-a Peña Blanca)

Agosto

Fai unos años nos encumbramos a la Sierra del Cuera, con la intención de subir a peña Blanca, ibamos unos cuantos y al llegar a la Cruz del Vierru el guía que en aquella ocasión llevabamos, nos mando seguir hacía nuestra izquierda, nosotros pensabamos que ya habíamos llegado a Peña Blanca, pero al poner les fotos en nuestra página web, nos dijeron que aquella cumbre era El Tiedu, que Peña Blanca estaba más atrás. Así que en esti día de agosto y en compañía de nuestros sobrinos más pequeños y sus padres, nos volvemos a ir de nuevo al Cuera.

(Observando la parte recorrida)

Hoy nun fai sol y por tanto les vistes hacía los Picos son escases, nuestru Picu, es decir, El Urriellu se esconde entre les nubes, aunque alguna vez que otra se deja ver. Un día muy guapu pa caminar, pues en el lugar existe muy poca sombra o casi ninguna. Bueno decir que partimos del pueblo Cabraliegu de Asiegu, de donde sale una pista en dirección a la majada Tebrandi, donde observaremos como están esquilando a un rebañu de ovejes a la antigua usanda, los guajes se quedan estupefactos mirando pa'l esquilaor, ye la primera vez que lo ven.

(El Urriellu se asoma un poco a la ventana)

Llegamos a la Cruz del Vierru, Alex ye el primeru en llegar y así lo demuestra, poniendo sus brazos en altu, paramos un poco para contemplar la cantidad de ganao que hay en la majada el Vierru y todo su entorno y tamién para buscar el mejor camín pa dir hasta Peña Blanca, observamos les nubes y la niebla que se mete en el Tiedu, donde acaban de facer cumbre unos montañeros, nosotros cruzaremos la majada el Vierru y seguiremos hasta nuestru objetivu de hoy.

(Alex, el campeón en la Cruz del Vierru)

La niebla nos respeta, pero Lorenzo de vez en cuando aprieta un poco, les hores van pasando y poco a poco se nos llega la hora del bocata, los guajes miren pa la cumbre y deciden que hay que llegar a ella, -¡ya comeremos al bajar, total acabamos de comer unos huesitos y chocolate!, -pues muy bien campeones, ¡a la cumbre!. Con cuidado y mirando donde se ponen los pies nos encumbramos en los alto de Peña Blanca, -esta sí, ahora hemos llegado.

Foto de cumbre y como la niebla procedente del mar no nos deja ver nada, pues nos volvemos sobre nuestros pasos y bajamos a un lugar menos escarpau para dar cuenta de nuestru bocata.

(Cumbre de Peña Blanca, la niebla lo tapa todo)

Una vez descansados y no sin antes los guajes metese con Félix, damos por terminada nuestra jornada en la montaña, en la madaja Tebrandi charramos un ratu con los ganaderos que allí se encuentran, se dirigen a los guajes diciendoyos que si yos gusto el lugar, ellos muy contentos les responden que sí, que ye una zona muy guapa, a lo que ellos muy orgullosos dicen que sí.

Como siempre que vamos con estos dos gañanucos, siempre nos enreden pa que acabemos cenando en Arenas, pero a nosotros nun nos importa, nos encanta la ilusión que ponen en todo. Otra jornada de montaña llena de alegries, rises y por qué no?, algo de cansancio, pero satisfechos.

< Siguiente>


Si quieres ver los diario de temporadas anteriores mira en los link:

* Temporada 2008-2009.

* Temporada 2009-2010.

* Temporada 2010-2011.

 


¡Visita nuestro libro de visitas y deja tus mensajes!


Si alguien quiere más información, puedes mandarme un emilio y serás atendido.

Correo de contacto: info@jfcamina.es


* Aviso: En estos documentos solo tratamos de narrar la experiencia personal vivida al realizar nuestros recorridos, los itinerarios que aquí describimos son orientativos. Queda a la responsabilidad de quien realice la ruta el tomar las medidas de seguridad apropiadas para cada dificultad, que dependerán muchas condiciones, entre ellas el estado del terreno, la altitud, la meteorología, etc... así como la preparación tanto técnica como física de las personas que realicen la actividad.