Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su funcionamiento y personalizar la experiencia del usuario, así como para obtener estadísticas anónimas de uso de la web. Para saber más sobre las cookies que usamos y cómo eliminarlas, visita nuestra política de privacidad.

Aceptar
Concejo de Caso
Asturias

Cantu'l Osu

Bezanes, 09/2009

JFCamina, 04/2014

 

Cantu'l Osu desde Bezanes

(Un lago paseo hasta un espectacular balcón montañero)

Mapas IGN: 79-2 "Bezanes".

Inicio y fin : Bezanes, Concejo de Caso, Asturias

Objetivo: Brañagallones y Cantu'l Osu

Recorrido: Bezanes (655 m.a.) - Cantu Oración (972 m.a.) - Fuente Andorviu (1090 m.a.) - Argayu'l Llovu (1150 m.a.) - Tunel del Crestón (1160 m.a.) - Brañagallones (1225 m.a.) - Cerrosa (1490 m.a.) Ranéu (1590 m.a.) - Cumbrera del Cantu'l Osu (1735 m.a.) -Cantu'l Osu (1800 m.a.) - Regreso - Bezanes (655 m.a.).

Distancia: ± 28,0 Kilómetros = 14 Ida + 14 Vuelta

Tiempos: 9,0 horas (5 + 4)

Desnivel: 1150 mts. de ascensos y su correspondiente descenso.

Terreno: Pista terrera hasta Brañagallones y vereda montañera a la cumbre.

Señalización: Si, el tramo hasta Brañagallones, el resto No.

Creative Commons License


La Carasca, el Maciédome, el Tiatordos, ¿qué faltaba?.... ¡Cantu l'Osu!, pues .... ¡a él vamos!, no íbamos a dejarlo, además el cambio de hora está ahí y lo tendríamos que dejar para la primavera, no sé si podríamos soportar todo el invierno con el runrún interior por no haber intentado subir al Cantu. La verdad que le teníamos mucho respeto, pues eran 28 kilómetros, cerca de 1200 metros de desnivel positivo y el de regreso, y sus 9 horas de marcha continua (5+4) requerían un poco de preparación física, pero las marchas anteriores nos habían venido muy bien para afrontar el reto, así que creíamos que estábamos preparados.

Antes de entrar en el bonito pueblo de Bezanes, punto de partida escogido del recorrido, el más clásico y accesible, la madre naturaleza nos deparó una pequeña sorpresa, justo en una pradería al lado de la carretera estaban pastando tranquilamente dos cérvidos, como si el rugir de los coches no fuera con ellos, ¡cosas de Redes!. Esto fue una premonición del hermoso día que nos esperaba, aunque no volvimos a ver más fauna salvaje en el resto de él.

A las diez de la mañana ya estábamos en marcha con un día excelente, ¡mejor que nunca!, el frescor mañanero animaba a un caminar vivo y sin muchas paradas. El otoño aún no había entrado con fuerza en Redes, los verdes siguen imponiendo su ley, aunque los frutos típicos de la estación ya se encuentran en el camino. Sin muchos preámbulos ponemos rumbo Sur en busca de la pesada pista que nos llevará a la Vega de Brañagallones, la cual ya hemos transitado en diversas ocasiones, todas con diferente compañía, hoy con los amigos de Gijón, los de las tres cumbres anteriores por Redes.

(Bezanes, Concejo Caso, Redes, Asturias, ± 0,0 K / 655 m.a. / 10:10 h. / Punto 1 en el Mapa)

Dejamos atrás el pueblo de Bezanes y toca ir alcanzando los diferentes jitos de esta larga travesía de unos once kilómetros de pista terrera. Primero el Cantu’l Oración, las guapas cabañas de compañía lateral, la fuente de Andorviu, las viseras del argayu del Llobu, el Tunel del Crestón y, por último, antes de entrar en la gran vega de Brañagallones, la fuente de Panduqueman.

(Cantu'l Oración, ± 2,5 K / 972 m.a. / 11:10 h. / Punto 2 en el Mapa)

(Cantu l' Osu enseñando su cresta, cual gallo fiero en el gallinero)

(¡Qué día!!!)

(¡Vais con prisa!, parecen decir)

(Fuente de Andorviu, ± 6,0 K / 1090 m.a. / 12:10 h. / Punto 3 en el Mapa)

(A nuestras espaldas dejamos cumbres como Requexón de Valdunes y La Senda, otro día les tocará)

(Argayu'l Llobu, ± 7,6 K / 1150 m.a. / 12:35 h. / Punto 4 en el Mapa)

(Tunel del Crestón, ± 9,0 K / 1160 m.a. / 12:50 h. / Punto 5 en el Mapa)

(Dejamos atrás el tunel y pronto la fuente Panduqueman, ya queda cerca la vega de Brañagallones)

Las tres horas de cómoda subida hasta la vega de Brañagallones, las cuales sinceramente pasaron volando, la animada conversación hace que el tiempo no se note, es nuestro arma secreta, reír, charrar y llegar, ¡no falla! El trayecto sirvió para recordar excursiones pasadas, el día estaba glorioso, un cielo azul, donde el contorno de las cumbres se dibujaban sobre él fácilmente: la Rapaina, Peña el Vientu, El Cascayón, todas frente a nosotros, al Sur, pero aquí lo que interesa es la que queda escondida a la izquierda, al Este, hablamos de Cantu l' Osu.

(Vega de Brañagallones, ± 11,0 K / 1225 m.a. / 13:10 - 13:50 h. / Punto 6 en el Mapa)

Alcanzamos la gran vega, la cual tenía mucho ganado pastando tranquilamente, las cabañas está muy maqueadas, pero, la mayoría de ellas, choca mucho las techumbres, ¡son horrososas!. Tomamos un refrigerio y charramos un rato con una paisana sobre el mejor camino a tomar, cruzar la vega en dirección Oriental, una vez acabada toca adentrarnos por un terreno más angosto y poco a poco vamos girando a la izquierda, al NorEste, todo para arriba hasta la cumbrera y la cima.

(Las maqueadas cabañas de Brañagallones, con los calizos del Crestón y Brañapiñuli al fondo)

(El refugio-hotel que nunca hemos conseguido ver por dentro, con la Peña'l Viento y el Sellar detrás)

Siguiendo las rodadas dejadas por un vehículo cruzamos toda la vega y dejamos atrás Brañagallones y el refugio-hotel que nunca conseguimos ver abierto. Una vez de tomadas unas cuantas fotos de referencia sobre este gran pastizal, llega el momento de afrontar la parte dura del día, aunque fuerte es el conjunto, por partes no lo es tanto, algunos contratan los sevicios de un 4x4 autorizado para hacer la excusión mucho más corta.

(Atrás quedan las cabañas, el Cascayón, Corteguerón y la guapa sierra de Bañapiñuli)

Una vez atravesada la maravillosa alfombra verde, mancillada por las cuatro ruedas de turno, nos adentramos por una hermosa riega cubierta de arboleda autóctona y por un terreno más abrupto. Al poco tiempo miramos para atrás y ya no vemos las cabañas, solo se deja ver la techumbre del refugio-hotel de Brañagallones.

(Ahora toca afrontar lo más montañero, atravesar la vega en dirección Este y empezar a subir)

(Poco a poco vamos perdiendo de vista la vega y solo queda el bosque y las altas cumbres)

(Riega arriba, donde encontramos alguna señal muy escolorida)

En la senda nos acompañan las dos rayitas características de los PR, aunque llega un momento que nos abandonan y solo un queda el solitario puntito amarillo que junto con nuestra intuición montañera nos llevarán hasta la cumbre. Existen varias veredas, de ganado o caminantes, que nos hacen pensar un poco y dudar, pero teniendo en cuenta donde está el objetivo, vamos virando poco a poco hacia él.

(Un poco de estrechón y...¡Uff, cuánto hemos subido sin darnos cuenta!)

(Cerrosa, ± 12,5 K / 1490 m.a. / 14:35 h. / Punto 7 en el Mapa)

Dejamos atrás la zona de la riega y ante nosotros se abre una guapa ladera herbosa que nos guiará hasta la cima. Poco a poco vamos virando a la izquierda, hacia el Norte, buscando la mejor traza por un terreno que está muy despejado, aunque en la parte alta se complica un poco al hacerse la caliza dueña del paraje, ¡evidentemente!

(Dejada atrás la parte más abrupta de Cerrosa, ahora toca una guapa ladera de subida)

(Las cumbres que lindan con San Isidro: Rapaina, Peña'l Viento, Cascayón, Corteguerón, etc..)

Alcanzamos el descansillo de Ranéu, las altas cumbres que lindan con el puerto de San Isidro están muy presentes (Rapaina, Peña'l Viento, Cascayón, Corteguerón, etc…), pero a nosotros lo que más nos sorprende es la espectacular sierra que tenemos a nuestra derecha, hablamos de Pries, en la cual ya hemos estado, realmente impresionan sus cortantes, pero... ¡qué vistas tiene! Tras unos momentos contemplativos seguimos ascendiendo tranquilamente, ¡menudo día tan excepcional llevamos!, ¡vaya premio que nos ha tocado!.

(Sierra del Pries y detalle de la canal herbosa por la cual vamos ascendiendo)

(Un poco de caliza para gratinar la verde ladera y más momentos contemplativos)

(Una mirada panorámica al Oeste: Corteguerón, el Visu la Grande y Sierra de Brañapiñuli)

(Aunque mirar hacia la Sierra de Pries da un regusto, menuda experiencia guapa el transitarla)

(Los cortantes de la Sierra del Pries y detalle de la canal por la cual hemos ascendiendo)

Alcanzamos la cumbrera de la cima, aunque no la cumbre del Cantu’l Osu propiamente dicho, y la visión que obtenemos desató en nosotros exclamaciones con ciertas connotaciones sexuales, ¡no era para menos!, menudas panorámicas que teníamos ante nosotros, delante, detrás, a la derecha, a la izquierda e incluso bajo nuestros pies. Todo lo que se nos había negado en las cumbres de La Carasca, Maciédome y Tiatordos ahora lo teníamos ante nosotros, en un día excelente.

(Cumbrera del Cantu'l Osu, ± 13,5 K / 1735 m.a. / 15:05 h. / Punto 8 en el Mapa)

La verdad es que la expresión de nuestros sentimientos, ante tan espectacular espáctaculo, no era ni un grado exagerada, estaba muy acorde ante lo que nosotros teníamos: la Carasca, el Tiatordos, el Maciédome, Peña Santa y casi todo Picos de Europa, Cantu Cabruneru y Peña Beza, Peña Ten y Pileñes, el Abedular, la montaña Pelentina, especialmente el Espigüete, los Mompodres, Remelendi, Sierra del Mongayu, Peña San Justo, Peña el Vientu, el Torres, Retriñón, el Cordal de Peña Mayor, etc... ¡No exagerábamos nada!, comprobarlo en un pequeño resumen panorámico:

(Al Este: El Maciédome, Pico de Europa, Pileñes,Ten, Abedular, y asoma el Espigüete al fondo)

(Nos relajamos un buen rato contemplando tan espectaculares panorámicas)

(Al Este: Carretera al Puerto Tarna, Maciédome, Pico de Europa con Peña Santa y Torrecerredo)

(Detalle de Peña Santa en compañía del Torco, Las 3 Mª y las torres Enmedio y Horcada)

(Al SurEste: Del Abedular, Puerto Tarna y el Remelendi, al fondo el Espigüete)

(Un vistazo hacia lo fondero, el pueblo de Tarna y la subida al alto de Puerto de Tarna)

(Abrimos un poco más el abanico para incluir al gran Tiatordos y el Cordal de Ponga)

Tras relajarnos un buen rato continuamos la marcha para alcanzar el original punto geodésico, ¡al fin!, después de mucha distracción habíamos alcanzado la cumbre, estábamos a 1.800 metros de altitud, habíamos superado un desnivel muy cercano a los 1200 metros en 5 “cortas” horas.

(Directos a tocar lo más alto de Cantu'l Osu)

Tras volver a contemplar todo lo que habíamos observado unos metros más abajo y escribir unas letras en el libro que había en buzón de cumbres, toco hacer las fotos de cumbre, la cual, con el precioso cielo azul, sin ninguna nube, luce muchísimo, así da gusto esforzarse un poco, realmente había merecido la pena.

(Cantu'l Osu, ± 14,0 K / 1800 m.a. / 15:50 - 17:00 h. / Punto 9 en el Mapa)

Después toco mirar un poco más hacia el Norte, donde observamos la cumbre que nos trajo hasta aquí, la de La Carasca, además de El Campigüeños, La Senda, etc.... Seguimos girando la cámara hacia el Sur, pasando por el Tiatordos, el collau de Pandellanza o Cordal de Ponga, Meciédome, Picos de Europa, etc... También mirando a lo fondero, hacia la majada de Cerreú y Ablanosa, tratando de contemplar Vega Pociellu. También los afilados dientes de la Sierra de Pries.

(Al Norte: lo fondero del valle por donde discurre el río Nalón y arriba La Carasca además de otras)

(A los pies del Cantu'l Osu, la maja de Cerreos y Ablanosa, un poco más escondido vega Pociellu)

(Al Sur: la Sierra de Pries)

Tras comer el bocata y relajarnos un poco más, llegó la hora de iniciar el largo regreso, el cual lo haríamos sobre nuestros propios pasos. Un buen momento para observar el mapa de IGN con los puntos clave del largo recorrido realizado entre Bezanes - Brañagallones y Cantu'l Osu.

Tal como habíamos previsto llegamos de noche al punto de inicio de la ruta, no importa mucho además, este final nos aportó un valor extra al recorrido. Efectivamente, el negro nocturno estaba gratinado de numerosos puntos brillantes colgados del cielo.

(Como era de esperar, la noche nos abrigó en el regreso)

(Bezanes, Concejo Caso, Redes, Asturias, ± 28,0 K / 655 m.a. / 21:30 h. / Punto 1 en el Mapa)

¡Cuántas estrellas!, eran incontables, toda una noche de lujo, creo que fue un broche de oro a tan excelente día de montaña de la buena, de la mejor, de la que podemos gozar habitualmente en nuestra querida tierra norteña. Al llegar a la iluminada ciudad el cielo era totalmente otro, no se podía ver ningún brillo sobre el cielo, ¡se acabó el sueño! y la excursión.

 

JFCamina

 


Deja tus comentarios

 

* Para volver a ver otra ruta cliclea aqui: www.jfcamina.es o "Rutas por Redes"

 

* Aviso: En estos documentos solo tratamos de narrar la experiencia personal vivida al realizar nuestros recorridos, los itinerarios que aquí describimos son orientativos. Queda a la responsabilidad de quien realice la ruta el tomar las medidas de seguridad apropiadas para cada dificultad, que dependerán muchas condiciones, entre ellas el estado del terreno, la altitud, la meteorología, etc... así como la preparación tanto técnica como física de las personas que realicen la actividad.