Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su funcionamiento y personalizar la experiencia del usuario, así como para obtener estadísticas anónimas de uso de la web. Para saber más sobre las cookies que usamos y cómo eliminarlas, visita nuestra política de privacidad.

Aceptar
Rutas por Ríosa y Morcín
Riosa
Asturias

Camín del Puerto

Felguera, 10/2017

JFCamina, 12/2017

 

Camín del Puerto: A Llazarandín y Pico Santiago desde Felguera y por la Covariega.

(Flanqueado la Sierra del Aramo por la Cueña la Covariega)

Mapas ING: 52-IV "La Vega ".

Inicio y fin : Felguera, Concejo de Riosa, Asturias

Objetivo: Llazarandín y Pico Santiago, Sierra del Aramo, Riosa, Asturias

Recorrido: Riosa - Felguera / RI-1 Km 1,8 (370 m.a.) - Pista Rozacaxil (550 m.a.) - Entrada Llana Cimera - Campa Chichariego (720 m.a.) - Camín Llana Cimera superior (825 m.a.) - Cueto Vidures o Sierru La Canal (970 m.a.) - Fuente Sierru La Canal (880 m.a.) - El Mayeu Cuetu Vidures arrancan las "zetas" de La Cuesta (990 m.a.) - Bosque La Matona (1360 m.a.) - Cueña La Covariega (1460 m.a.) - Llagu Fondo la Vega (1530 m.a.) - Braña Rubio (1610 m.a.) - Laguna/Embalse de Llazarandín (1640 m.a.) - Cabañas de Llazarandín (1635 m.a.) - Pico Santiago (1682 m.a.) - Regreso sobre nuestros propios pasos hasta Pista entrada Rozacaxil (550 m.a.) - Rozacaxil (540 m.a.) - Panderraices / Carretera RI-1 Km 2,7 (470 m.a.) - La Granxa ( 430 m.a.) - Felguera RI-1 Km 1,8 (300 m.a.)

Distancia: ± 18 Kilómetros = 9 Ascensión y 9 Descenso.

Tiempos: 6 horas 15' = 4 h 00' + 2 h 15'.

Desnivel: ± 1315 mts. de ascenso y su correspondiente descenso.

Terreno: Pista y camín ganadero.

Señalización: Solo al inicio en el pueblo de Felguera.

 

Creative Commons License


Por suerte, otro año más, gracias a los amigos Isabelita, Primo y Conchita festejamos la fiesta de Santa Bárbara en el guapo y soleado pueblín de Villamer (Riosa – Asturias) frente a la gran muralla Oriental de la Sierra del Aramo. A lado de la ermita de Santa Bárbara, mirando al gran frontal montañero, pensando en volver a intentar subir a lo más alto, pero desde abajo, pues recientemente estuvimos arriba desde una opción más liviana. Ahora queremos conocer de primera mano el lago de Llazarandín (algo represado, pero así son los temas kársticos). Ya lo había hablado con el nuestro amigo Primo, “que sí que había camín, aunque no lo viéramos”, por la Senda de la Covariega. Se acerca José Luis con su inseparable cámara fotográfica y me lo confirma, pero recalca, también, que en dura subida. Está claro que no queda otra que intentarlo, de cualquier manera, con éxito o no, vamos a pasar un buen día seguro. Así que dos semanas después nos encontramos tomando el cafetín mañanero en La Vega de Riosa y tras ello tomamos la carretera local RI-1 en busca de un aparcamiento en las inmediaciones del pueblo de Felguera.

La primera dificultad de la jornada, fue estacionar el coche, pues en el pueblo de Felguera no existe mucho espacio para ello. Al final encontramos un hueco, miramos bien para no cerrar el paso a los vecinos y calzamos las botas. Antes de arrancar le echamos una ojeada, entre grandes berzas, al panel informativo andariego titulado: “Camín del Puerto”, precisamente el recorrido que nosotros teníamos pensado realizar. El tema comenzaba bien, otro tema es que la señalización se mantuviera en activo. Nos adentramos en el pueblo pasando al lado de numerosos hórreos, incluso por debajo de uno de ellos, por donde pasan también los coches. Rumbo SurOccidental seguimos pueblo para arriba a salir a una ancha pista hormigonada que pasa al lado de la fuente y después el lavadero a la salida del mismo. Ahora todo para arriba, realmente duro, tal como nos habían pronosticado nuestros amigos José Luis y Primo, los cuales aportaron el ánimo y la toponímia de la zona, aunque de este tema no queremos abusar mucho. 

(Felguera, RI-1 Km ± 1,5, Concejo Riosa, Asturias, ± 0,0 K / 300 m.a. / 10:00 h. / Pto. 1 Mapa)

(Felguera, guapo pueblo riosán lleno de hórreos, por debajo de alguno pasamos, incluidos los coches)

(Por la salida SurOccidental de Felguera, por pista hormigonada, pasando al lado de la fuente y lavadero)

(Nos habían dicho que era dura la subida, la verdad que no nos engañaron ni un ápice)

Pacientemente vamos ganando metros de altitud con un buen grado de inclinación, pensamos que la bajada no debía ser muy interesante, más con humedad, así que ya fraguamos que no volveríamos por este tramo, al final veréis por donde. La arboleda nos impide ver el pueblo que vamos dejando atrás, pero no así los que tenemos  en el flanco Norte donde las soleadas calizas del Monsacro (La Madalena) relucen con fuerza. Así llegamos a una zona más tranquila donde seguimos la pista que sale por la derecha. Ahora por ancho camín de tierra. Dejamos de lado una soleada cabaña y para arriba seguimos hasta encontrar otra “Y”, en esta ocasión nos inclinamos por la izquierda y acertamos, pues pronto salimos a la pista hormigonada que viene del cercano pueblo de Rozacaxil. Adelantar que esta opción la tomaremos para bajar y olvidarnos de la inclinada pista que dejamos atrás.

(Los guapos y soleados pueblinos de Riosa con las relucientes cimas del Monsacro - La Madalena)

(Tormar desvio a la derecha, ± 0,6 K / 490 m.a. / 10:10 h. / Pto. 2 Mapa)

(Ahora el ancho camín va más de tierra que de hormigón)

(Tormar desvio a la Iquierda, ± 1,0 K / 530 m.a. / 10:25 h. / Pto. 3 Mapa)

(Enlace con pista de Rozacaxil, ± 1,2 K / 550 m.a. / 10:30 h. / Pto. 4 Mapa)

Dejada atrás la entrada hacia Rozacaxil todo se vuelve más manso, pero sin dejar de subir, pero no el fuerte desnivel inicial. En algunos desvíos laterales encontramos variada señalización, una antigua, la del GR-206, y otra más moderna, como el “Anillo Ciclista de la Montaña Central”. De la nuestra nada de nada, menos mal que sabemos el rumbo que tenemos que seguir y para arriba continuamos observando la parte soleada de la fastera (lado, cara) NorOriental de Aramo por donde discurre la famosa carretera del Angliru, aunque lo más llamativo sigue siendo el gran Monsacro – La Madalena con sus pueblinos riosanos un plano anterior. Con estos entretenimientos visuales llegamos a un punto donde tenemos que rodear una gran finca por la izquierda y tenemos una excelente visión de lo más duro y complicado de la jornada. Efectivamente tenemos a la vista La Cuesta de la Senda de la Covariega, con el bosque de La Matona y su cresta calicera, ese será nuestro objetivo. Dubitativos vamos si lo conseguiremos, queda muy arriba.

(Por el camino tropezamos con varias señales, como las del GR-206 y el Anillo Ciclista de la Montaña Central)

(La ladera por donde discurre la famosa carretera del Angliru parece que le dá bien el sol, no como a nosotros)

(Sin embargo el que más luce es el gran Monsacro - La Madalena y los pueblinos riosanos)

(Allá arriba tenemos el punto clave de la jornada, la Cueña la Covariega, ¿habrá paso?, seguro que sí)

(Un momento de relax rodeando un gran prado donde el terreno se suaviza)

Rodeamos la gran finca mencionada por la izquierda y también, tropezamos con más señales del “Anillo Ciclista de la Montaña Central”, GR 206 y 208 rotulan. Después un desvío a la izquierda, muy tentador pero nosotros nos vamos a la derecha para pasar al lado de una guapa cabaña con el telón de fondo de nuestro escenario andariego, el más duro y crítico de la jornada. Ya con el sol calendo bien nuestras espaldas nos plantamos en las postrimerías de la Llana Cimera. Aquí la pista continúa de frente girando poco a poco hacia la derecha, aunque nosotros nos vamos a la izquierda para plantarnos frente a la gran subida verde de la Llana Cimera. En este precioso punto nos encontramos con el guarda del coto el cual nos advierte que no nos salgamos del camín, que en la parte de arriba a la derecha (sobre los picos El Rasón y La Carba) están recechando un rebeco. Advertidos quedamos y tras unos minutos de charleta (pues conocidos en común tenemos) tiramos para arriba entre los caballos que allí pastaban tranquilamente.

(Una señal más del GR-206 y 208, otro desvio de caminos, nosotros a la derecha)

(Una guapa y soleada cabaña con la gran muralla que debemos de salvar como telón de fondo)

(Entrada en Llana Cimera - Campa Chichariego, ± 2,5 K / 720 m.a. / 11:00 h. / Pto. 5 Mapa)

Con el objetivo bien marcado hacemos una composición de lugar de lo que supuestamente vamos a realizar. Primero subir el guapo y verde pasillo de la Llana Cimera. Segundo, cuando choquemos con el morrillo que hay al final de la llana (el Cuetu Vidures) nos vamos por la derecha y subimos parejos al cuetu hasta superarlo. Después todo para arriba, por infinidad de “zetas” que nos llevarán hasta la tupida arboleda del bosque de La Matona hacia la izquierda, que no a la derecha como en principio nos pudiéramos inclinar, observar punto de referencia en la fotografía. Como es mucho lo que aún nos queda por delante nos lo tomamos con paciencia contemplativa y saludamos al gran Llosorio que tenemos muy galán a nuestras espaldas. También a las llamativas peñas calizas de Peñas Manteca y Los Reconcos. Del Monsacro - La Madalena no decimos ya nada más.

(Marcamos el objetivo, de momento subir este verde pasillo de la Campa Chichariego y después a la derecha)

(-¡Venga para arriba con ganas!)

(Pero sin estresarse, con paradas contemplativas como hacia el Llosorio y las Peñas Manteca y Los Reconcos)

Ya estamos bajo el Cuetu Vidures o el Sierru La Canal, ahora nos vamos por un caminín que sale a la derecha. Parece que no existe, pero sí. Efectivamente, entre el tupido matorral aparece con bastante agua, no en vano, más arriba, nos encontraremos con una fría fuentina. Terreno muy sombrio, bastante sucio, de los más de toda la jornada de hoy anticipo. Muy “patiscao” por el ganado, sobre todo por los caballos que vimos pastando en la llana.  Tras este pequeño “contratiempo” llegamos a una soleada fuentina, de esas de bañera tan familiares en el Paraíso Astur. Agua muy fresca y cristalina, nos hidratamos un poco y para arriba en busca de la parte cimera del Cuetu Vidures, aunque no va ser tan rápido.

(Toma de camín a la Dcha. en lo alto de la Campa Cimera, ± 3,2 K / 825 m.a. / 11:20 h. / Pto. 6 Mapa)

(Terreno sombrío y sucio, muy "patiscao" por el ganado que subirá a beber a la...)

(Fuente Sierru La Canal, ± 3,5 K / 880 m.a. / 11:30 h. / Pto. 7 Mapa)

(Un poco de hidratación y a salir de nuevo al sol por encima del Cuetu Vidures o Sierru La Canal)

(Un caminín nos lleva rodeando el cuetu para sacarnos por encima de él)

(Una mirada hacia atrás y... El Monsacro, las Peñas Manteca y Los Reconcos, el Llosorio y la Llana Cimera)

Realmente no iba ser muy rápido, al llegar a la altura de la cuerda del Cuetu Vidures pensamos que estaría bien hollar su cima, seguro que tendríamos unas vistas excelentes. Así que nos desviamos del caminín y, sin vereda que seguir, hacia su cuerda vamos, la cual estaba bastante estrecha y con algún pasin feo. La verdad que nos “prestó” mucho hacer esta pequeña pero llamativa cumbre en mitad del camino. Tal fue así que fue cuando apretamos el botón rojo de grabación de video, y eso que hoy no pensábamos hacerlo. De las vistas desde el cueto mejor que el video al final del reportaje, solo decir que fue un compendio de lo visto hasta hora, pero amplificado desde las alturas. Además nos dio una excelente prespectiva de lo que nos quedaba por delante, pues a los pies de las “zetas” de la Senda de la Covariega nos encontrábamos.

(Ya que tenemos un guapo piquín, pues vamos ha hollar su cima, pero con cuidado, que no hay camín)

(Cueto Vidures, ± 4,2 K / 970 m.a. / 12:00 h. / Pto. 8 Mapa)

(De vuelta del Cuetu Vidures, con sus caidas por todos sus lados)

(También con una gran prespectiva de lo que aún nos queda por ascender y el objetivo de paso al puerto)

Ya de vuelta del Vidures llegamos al collau que se encuentra por encima de él, una guapa mayá venida a menos por estar cubierta de la maleza que tanto abunda actualmente, el abandono de la ganadería tradicional es lo que tiene. Ahora a mirar para arriba y armase de fuerza y paciencia, nada de cebarse con La Cuesta. Poco a poco, pasito a pasito, “zeta” a “zeta” descontando metros de desnivel a superar. En pocos metros de longitud debemos salvar unos cuatrocientos de desnivel positivo. Será unos dos kilómetros “zigzageando” por la inclinada ladera que nos adentrará en el bosque de La Matona. Siempre con la vista puesta en las peñas orientadas a la izquierda. Siempre siguiendo la estrecha vereda ganadera de la cual no debemos salir, no hay más opciones claras. Sin lugar a dudas conviene tomárselo con tranquilidad y, de vez en cuando, echar la vista para atrás, las vistas ganan a cada metroque avanzamos.

(El Mayeu Cuetuvidures, comienzan "las zetas" de La Cuesta , ± 4,5 K / 990 m.a. / 12:15 h. / Pto. 9 Mapa)

(Hasta la peñas superiores de la izquierda nos llevará una estrecha vereda por toda La Cuesta)

(No queda otra que tomarselo con tranquilidad y pararse cada poco para disfrutar de las grandes panorámicas)

(Hasta "La Reina" de los Picos de Europa, la Peña Santa nos sale a saludar, entre otros)

(Otra "zeta" más, con todo Riosa bajo nuestros pies)

(En contacto directo, visual, con el guapu pueblín de Villamer con su Capilla de Santa Barbara a la entrada)

(Una espineruca y otra "zeta" más, estas muy cortas)

En un primer largo de “zetas” de unos 250 metros de desnivel, las mismas son cortas, sin embargo según vemos los árboles de La Matona más próximos observamos que las mismas son mucho más largas, a la vez que más suaves. En esta zona podríamos pensar que la vereda ganadera, la Senda de la Covariega, La Cuesta, se inclinaría a la derecha, que parece como más limpia, pero ella sigue empeñada en llevarnos hacia el bosque. No queda otra que seguirla, que somos muy obedientes. Además le habíamos dicho al guarda que no nos íbamos a salir del camín, ¡faltaría más!

(Al Norte: Del Monsacro a Mar Cantábrico el Sueve y vuelta al Llosorio. Abajo el punto de partida, ¡Uff!)

(Fin de "las zetas" más pronunciadas, ± 5,7 K / 1225 m.a. / 12:50 h. / Pto. 10 Mapa)

(-¡Venga Mary que ya está el bosque ahí!)

(Entrada en el bosque de La Matona, ± 6,3 K / 1360 m.a. / 13:10 h. / Pto. 11 Mapa)

Al fin alcanzamos los primeros árboles de La Matona, primero de ablanos (avellanos) y después ya fayas (hayas) y algún guapo texu (tejo). Un par de “zetas” más bordeando el bosque y después de lleno en él con rumbo SurOccidental, en busca de las peñas. Culebreamos un buen tramo entre los árboles por terreno duro, con ramas alicaídas, por traza clara, sin muchas opciones más. Paso de ganado, las huellas eran muy evidentes, por algo lo de “Camín del Puerto”. Seguro que el día que las vacas y caballos dejen de subir esta senda se perderá para siempre. Si alguno tiene interés de ver como se suben las vacas "Al Puerto" solo tiene que ver el excelente reportaje de nuestros amigo José Luis Cabo Sariego en su blog "Historia y Patrimonio de Riosa: Apertura de los pastos de altura". Sin lugar a dudas, un documento muy interesante e imprescindible. Por otra parte, en poco más de quince minutejos nos plantamos sobre los farallones rocosos.

(Ya estamos al borde de La Matona, un par de "zetas" bordeandola y después de cabeza al bosque)

(Precioso tramo boscoso de ablanos, fayas y texos)

(Camín abrupto, con senda clara a seguir, no parece que existan más opciones que una)

(Así que en poco más de quince minutejos nos estrellamos contra los farallones rocosos que veíamos desde abajo)

Al final conseguimos nuestro objetivo más peliagudo, llegar hasta la Cueña la Covariega, un paso angosto entre dos rocas, con pinta de haber sido labrado por los lugareños va muchísimos años, con su sudor y esfuerzo. La verdad que siempre sorprende encontrarse frente a este tipo de pasos, más cuando lo que tenemos al otro lado cambia diametralmente la perspectiva del paisaje, como una puerta celestial al “Paraíso del Puerto”. Realmente así lo sentimos, pues tras unos minutos degustando la Cueña la Covariega la traspasamos y unas preciosas postales se presentaron ante nosotros, y, pese a que las esperábamos, no dejaron de sorprendernos. Realmente había merecido la pena el esfuerzo de llegar, aunque solo fuera hasta aquí. Pero ya que estábamos… ¡Para arriba que vamos!!!

(Cueña la Covariega, ± 7,0 K / 1460 m.a. / 13:30 h. / Pto. 12 Mapa)

(Una diminuta y escondida cabañina nos queda abajo a la izquierda, nosotros para arriba en busca del llagu)

(Detalle de la entrada de la Cueña la Covariega y sus señales viniendo desde El Puerto, dificil encontrarla)

(Algún jitu montañero, de esos que a muchos les gustan tirar porque se creen muy montañeros, también tenemos)

(Una mirada hacia el SurOriente, con todo el Valle de Turón y al fondo los Picos de Europa, entre otros)

Siguiendo rumbo SurOccidental, dejamos atrás el paso singularmente señalizado (dos chapas rojas) de entrada a la Cueña la Covariega. Ahora por la guapo vallin arriba que nos llevará hasta el Llagu Fondo la Vega con su cuidada cabaña, a medio camino entre el pico Santiago y Llazarandín por la izquierda (al Sur) y el pico Rosón a la derecha (al Norte). Nosotros vamos por la primera opción, ya habrá días de experimentar otras opciones, así que dejamos atrás la impronta del llagu (pues estaba seco) y con descarado rumbo Sur afrontamos la cuesta y pequeña cueña que nos dejará en Braña Rubio, según nos marca nuestro guía silencioso y amigo, el mapa del IGN.

(Atrás dejamos el vallín que desemboca a su izquierda hacia la Cueña la Covariega)

(Para arriba en busca del Llagu Fondo la Vega)

(A la derecha, al Norte, hacia la Bobia, el Pico Rasón y La Carba)

(Llagu Fondo la Vega, ± 7,7 K / 1530 m.a. / 14:00 h. / Pto. 13 Mapa)

(La damos la espada al Norte, también al seco llagu., y ponemos rumbo Sur en busca de Llazarandín)

(Otra cuestina más, esta de las últimas, aún nos quedará otra más para alcanzar el Pico Santiago)

(Una pequeña cueña que nos dará paso a otras guapas praderías, la de Braña Rubio)

Antes de entrar en otro nuevo jito de la guapa jornada andariega de la que estamos disfrutando nos paramos un momento y echamos la vista atrás, dos detalles importantes tenemos ante nosotros, veamos: Primero observamos una gran muralla entorno a la zona de La Bobia y el Pico Rasón, aunque uno está acostumbrado a encontrarse con estas construcciones ganaderas para que los animales no se precipiten al vacio, no deja de sorprendernos. Nos cuentra nuestro amigo José Luis Cabo que el muradal de piedra que construyó "El Vaquiru" - tiene unos tres Km - Para defender el ganado de las malezas. Sube hasta el Picu Rasón y llega hasta Los Engordonaos, encima de Texeo. Segundo es el detalle donde se encuentra ubicada la Cueña la Covariega, muy importante tenerlo muy presente, porque en un despiste te lo pasas. No digamos nada en días que la niebla se te eche encima, pues partimos de la premisa de que con ella ya en la montaña no saldríamos. Nos llama mucho la atención la línea que existe con el publín de Villamer, precisamente lo tratábamos de visualizar unos días antes.

(Detalle al Norte, hacia el Llagu Fondo Vega y la gran muralla de La Bobia a la derecha)

(Detalle bastante descriptivo de la ubicación de la Cueña la Covariega, además de otros interesantes detalles)

(La Covariega, Villamer, Morcín y las peñas Manteca y Los Reconcos)

(Atrás la gran muralla ganadera de La Bobia y los Picos El Rasón y La Carba)

Los caballos pastan tranquilamente en las guapas y panorámicas mayás, el día está para disfrutarlo y así lo hacemos. Unos cientos metros más y pronto llegamos a la cumbrera que nos sitúa sobre Llazarandín, aunque este detalle parece que le importaba ya poco a Mary, porque cuando me doy cuenta se me había escorado a la izquierda. Efectivamente, sobre las peñas del Picaretu La Collá se encontraba ella tranquilamente disfrutando de el gran número de planos montañeros que se superponen para llegar hasta los Picos de Europa y un poco más. Realmente impresionante.

(Braña Rubio, ± 8,0 K / 1610 m.a. / 14:15 h. / Pto. 14 Mapa)

(Preciosa estampa de la Sierra del Aramo, de La Bobia, el Rasón y a La Gamonal)

(Ya estamos muy cerca, a la izquierda el Pico Santiago, al fondo las antenas del Gamoniteiro y el cercano Xistras)

(Mary se olvida de Llazarandín y se sienta sobre el Picaretu La Collá en busca de los Picos de Europa)

Mientras ella se baja de la peña contemplativa, servidor se va hacia la laguna represada de Llazarandín y graba un pequeño video. Alguien podrá pensar, con buen razonamiento, que este paraje, con el represado del agua pierde encanto, pero hay que tener muy encuentra lo complicado que resulta mantener el agua en estos parajes kársticos. Si este tipo de aislamiento el agua se escaparía y… ¡nada de nada!   Rincón mágico, desde abajo pensamos que allá arriba parece que no hay vida y si que existe. Pese a que ya estamos muy arriba, muchas vacas pastan plácidamente en torno al llagu y su gran bebedero, un panorámico remanso de paz. Por algo teníamos ganas de conocerlo.

(Laguna-Embalse de Llazarandín, ± 8,3 K / 1640 m.a. / 14:20 h. / Pto. 15 Mapa)

(El llagu embalsado de Llazarandín con el Pico Xistras y las antenas del Gamoniteiru al fondo)

(Al fin llega Mary "de los Picos de Europa")

(Precioso rincón panorámico en las guapas brañas superiores de la Sierra del Aramo)

(Detalle de la peñuca donde Mary se había subido para otear el montañero horizonte montañero)

Tras unos minutos fotográficos nos movemos de la laguna hacia las cabañas de Llazarandín, uno par de cientos de metros nos separa, un estupendo lugar para comer el bocata que ya apetece, el esfuerzo se nota. Dos cabañas, con desigual suerte, se encuentran y al lado de ellas, sobre unas “afayaizas” piedras damos cuenta de las viandas transportadas en nuestras mochilas. Allí, con la Peña Santa en línea recta, disfrutamos de un excelente momento, de esos que nunca se olvidan. A las tres de la tarde levantamos tienda y nos vamos por encima de las cabañas en busca de la cumbre del día, la del pico Santiago, a 1682 metros de altitud.  Una pequeña subida del unos cincuenta metros adicionales en la que engrandeceremos nuestra amplia colección de panorámicas montañeras e incluso urbanas.

(Cabañas de Llazarandín, ± 8,5 K / 1635 m.a. / 14:30 - 15:00 h. / Pto. 16 Mapa)

(Una de las cabañas menos agraciada de Llazarandín con un precioso e infinito contorno montañero al fondo)

(Se acabó el bocata, aún tenemos otro jito más, la subida al Pico Santiago)

(Una pequeña ascensión de 50 metros adiccionales para otear aún más el horizonte montañero e incluso urbano)

(Al Sur el Xistras y el Gamoniteiro)

(Al Norte las cumbres del Barriscal, Moncuevu y la Gamonal)

Al final cumplimos todos los objetivos de la jornada, el Cuetu Vidures, Cueña la Covariega, Llazarandín y, ahora, el Pico Santiago. Hubo que superar más de mil trescientos metros de desnivel en unos nueve kilómetros para conseguirlo. Duro, pero mereció la pena. Lo típico de cualquier cumbre siempre es lo que vemos desde ella, aunque en esta ocasión, pese a ser muchas, es lo de menos.

(Pico Santiago, ± 9,0 K / 1682 m.a. / 15:15 - 15:30 h. / Pto. 17 Mapa)

(Ya comenté que también teníamos unas buenas panorámicas urbanas, desde Oviedo al Cantábrico)

(Mary contemplando el llagu y los valles de Turón y Aller, entre otro buen número más)

Como decimos en numerosas veces el recorrido es lo más importante, en esta ocasión sobradamente justificado el razonamiento. Un buen momento para compartir aquí el video de lo más destacado de la guapa jornada de ascenso desde el pueblín riosan de Felguera (370 m.a) hasta Llazarndín y el Pico Santiago (1672 m.a.), 1300 metros de desnivel positivo muy disfrutones, aunque algo durillos, ¿no?. Seguro que sí pero mereció la pena.

 

(Si tienes algún problema en la visualización pincha este enlace para una visualización directa)

Creo que ha quedado bastante bien ilustrado, pena del sonido pero no se puede tener todo. Ahora a tirar para abajo en busca, de nuevo del Llago Fondo Vega y la Cueña la Covariega, pues vamos a realizar un camino de ida y vuelta sobre nuestros propios pasos. Aunque aún estamos en horario de verano las tardes siguen siendo cortas y no queremos experimentar otros pasos, como bajar por las milenarias minas de Texéo (al Sur) o la Cueña les Vaques (al Norte), nosotros necesitamos más horas de luz para ir a nuestro tranquilo ritmo curiosón y contemplativo. Ya habrá tiempo de volver para hacer un recorrido circular precioso, más ahora con la experiencia que vamos acumulando por la zona.  De momento a buscar el paso deseado que nos emboque en la Senda la Covariega.

(Hora de iniciar el descenso sobre nuestros propios paso, pero ya sin pasar por Llazarandín)

(En busca del llagu del Fondo la Vega y entrada al vallín que nos lleva hasta la Cueña la Covariega)

(Hoy el día esta espectacular, no plantea problemas, no quiero pensar cuando se mete la niebla)

(Vallín abajo en busca de la Cueña la Covariega, donde un solitario rebeco nos salio al paso)

(Detalle de la señalización de entrada, esas dos chapas rojas se ven bastante, pero con un día sin niebla)

A las cuatro en punto ya estábamos, de nuevo, en el paso angosto de la Cueña la Covariega. Ahora toca deshacer las numerosas “zetas” del descenso, el cual siempre resulta muy duro, sobre todo cuando ya llevas unos cuantos kilómetros encima del cuerpo además de los más de mil trescientos metros de desnivel positivo. Con algún lamento, volvemos a pasar junto al Cueto Vidures, la fuente y lo fondero de la Campa Cimera. Fue en este último punto donde volvimos a encontrarnos al guarda del coto. Nos “recriminaba” que no hubiéramos hecho el recorrido en circular por Texeo, pero le comentamos que nos somos gente tranquila, de conocer poco a poco y sin arriesgar mucho, ya habrá día. También hablamos de los rebecos de la Sierra del Aramo, que solo habíamos visto uno, él nos dijo que por la mañana había un buen número en la ladera. Nos despedimos y nos íbamos lamentando de no haber visto los rebecos, pero fue cuando Mary miró hacia atrás y a media ladera encontró una buen rebaño de ellos.

(De regreso a la Cueña la Covariega, ± 10,6 K / 1460 m.a. / 16:00 h. / Pto. 12 Mapa)

(Otra vez al lado del Cueto Vidures o Sierru La Canal y a seguir bajando)

Abreviamos fotográficamente pues la luz es ya muy pobre, además ya hemos inmortalizado casi todo en la subida, y aprovechamos esta larga bajada hasta Rozacaxil para compartir y el trozo del mapa del IGN que nos afecta con el dibujo que nuestro GPS ha realizado sobre el mismo.  Ya sabéis de la importancia de portar estos dos elementos, pues no siempre encontramos a gente para que nos resuelva alguna duda, hoy hemos tenido suerte, aunque lo teníamos muy claro, pero siempre “presta”.

(Nuestro recorrido de Ida y Vuelta hasta Llazarandín / ‘© INSTITUTO GEOGRÁFICO NACIONAL’)

Creo que el dibujo queda muy claro, especialmente el “dentado” de La Cuesta, desde el Cueto Vidures o Sierru La Canal a la Cueña la Covariega. Al iniciar el recorrido comentamos que el primer tramo de subida desde Felguera era muy duro y que pensamos que para la vuelta no lo realizaríamos. Efectivamente, pensamos que ir hacia Rozacaxil (un pequeño rodeo) sería un poco más liviano, así que cuando llegamos al punto de referencia nº 4 nos iríamos hacia Rozacaxil y de ahí a la carretera RI-1 en Panderraices y a seguir descendiendo por ella pasando por La Granxa para cerrar este pequeño circuito voluntario en Felguera.

(Enlace con pista de Rozacaxil, ± 16,2 K / 540 m.a. / 17:30 h. / Pto. 4 Mapa)

(Rozacaxil, ± 16,5 K / 540 m.a. / 17:40 h. / Pto. 18 Mapa)

(Entronque con carretera RI-1 Km ± 2,7, dirección N. a Felguera, ± 17,0 K / 470 m.a. / 17:45 h. / Pto. 19 Mapa)

(Ya en la carretera, una miradilla hacia arriba y divisamos muy claramente las peñas de la Covariega)

(El tramo que caminamos por la carretera RI-1 dirección Norte hacia Felguera es de ± 1,2 Kms)

(Felguera, RI-1 Km ± 1,5, Concejo Riosa, Asturias, ± 18,2 K / 300 m.a. / 18:00 h. / Pto. 1 Mapa)

La verdad que se dio muy bien el descenso, aunque un poco duro para las rodillas, pero rápidamente lo hicimos, casi en la mitad de tiempo que empleamos en la ascensión, lo cual nos sorprendió un poco. Seguro que es el efecto fotográfico, el no pararse a realizar fotos tiene una reducción considerable de tiempo. ¡Mejor!, pues ahora las horas de luz no son tan generosas y hay que andar más ligeros.  Sea cual sea el tiempo empleado, lo realmente importante es que, pese al desnivel y distancia a superar, mucho disfrutamos esta soleada jornada otoñal exploratoria por los caminos que flanquean la gran muralla Oriental de la Sierra del Aramo. Otra más para nuestra personal colección.

No me enrollo más, pues como la Sierra del Aramo en general y el Concejo de Riosa en particular nos ofrece un mundo andariego aun por explorar, solo nos queda decir….

¡Hasta pronto!

JFCamina

 

Referencias sobre la zona en www.jfcamina.es


Deja tus comentarios

 

* Para volver a ver otra ruta cliclea aqui: www.jfcamina.es

* Aviso: En estos documentos solo tratamos de narrar la experiencia personal vivida al realizar nuestros recorridos, los itinerarios que aquí describimos son orientativos. Queda a la responsabilidad de quien realice la ruta el tomar las medidas de seguridad apropiadas para cada dificultad, que dependerán muchas condiciones, entre ellas el estado del terreno, la altitud, la meteorología, etc... así como la preparación tanto técnica como física de las personas que realicen la actividad.